IPEC MARZO 2013

Una leve baja presenta el ánimo de los consumidores en marzo, pero se mantiene en el nivel de optimismo (sobre los 50 puntos) ya por 10 meses consecutivos. El indicador marcó en marzo 56.8 puntos (era 58.1 en el mes anterior).

A pesar de que marzo es un mes difícil para la mayoría de las familias, por los gastos en educación   y transporte (revisión técnica, permiso de circulación, patente), entre algunos ejemplos, la confianza de los consumidores sigue, al igual que los últimos meses, por sobre la barrera de optimismo con el Ipec en 56.8 puntos. El período de optimismo por 10 meses consecutivos constituye la más extendida racha de optimismo de la última década.

Sin duda el crecimiento económico, las bajas tasas de desempleo, el alza de las remuneraciones y el control de la inflación han contribuido al buen ánimo que los consumidores chilenos han mostrado durante el último tiempo. Sin embargo, el IPEC de marzo muestra el efecto estacional que tienen los gastos propios de este mes. Es así que, en general, los sub indicadores del IPEC muestran leves bajas en comparación al mes de febrero pese a la positiva situación económica y a las bajas que tuvo el precio del combustible durante marzo.

El sub indicador “percepción personal actual” baja 1.5 puntos en relación al mes pasado y llega a 51.2, pero se mantiene por cuarto mes consecutivo por sobre la barrera de optimismo. La “percepción del país actual” baja casi tres puntos (2.8) y se posiciona en 59.0, manteniéndose por undécima vez de manera consecutiva por sobre los 50 puntos.

La “percepción futura del país a 12 meses” también tiene una leve baja de 0.4 puntos. No obstante, la “percepción futura del país a 5 años” sube 1.2 puntos y alcanza 45.4, misma cifra que tenía en el mes de enero de 2013. Pero donde especialmente se refleja el efecto que tiene los gastos de marzo en la confianza de los consumidores, es en el sub indicador “situación para comprar artículos del hogar”, que baja 3.0 puntos en comparación al mes de febrero y llega a un 65.7.

Finalmente, los gastos de marzo afectaron también negativamente el índice de empleo y el de expectativas inflacionarias. El primero baja 1.9 y llega a 53.4 puntos, mientras que el segundo sube 3.0 puntos alcanzando el 54%.

En resumen, el IPEC de marzo refleja nuevamente un buen nivel de optimismo en los consumidores chilenos, a pesar de la leve baja de los indicadores que asignamos a razones puramente estacionales. Las intenciones de consumo de bienes se moderan, y falta comprobar si se trata de un alto temporal o que por fin comienza a aparecer la anunciada desaceleración del consumo de las familias (hasta ahora no observada).

 


Ver documento PDF