IPEC MAYO 2014

La confianza de los consumidores sigue deteriorándose y alcanza su peor nivel en dos años. El IPEC se ubica este mes justo al borde del nivel que separa el optimismo del pesimismo, con 50.3 puntos.

La ya generalmente reconocida desaceleración de la economía chilena, junto a la discusión sobre la reforma tributaria parecieran estar afectando la percepción de los consumidores sobre la actividad económica nacional.  El Banco Central volvió a bajar la proyección de crecimiento del país para el 2014, de 3,4% a 3,2%, y algunos analistas hablan de tasas inferiores al 3% para este año. Los consumidores en mayo, además, se vieron afectados por una acumulación de cinco semanas de alzas en el precio de la bencina. En dicho escenario, el IPEC bajó por quinto mes consecutivo alcanzando su nivel más bajo desde julio de 2012. Sin embargo, hay que destacarlo, aún se mantiene sobre el nivel de optimismo, con 50.3 puntos.

Los sub-indicadores del IPEC que más caen son  los que se relacionan con las perspectivas de la situación presente, donde se alcanzan cifras bastante bajas en comparación a meses atrás. El sub-indicador que más desciende “Percepción personal actual”, lo hizo en 4.7 puntos y se ubicó en su nivel más bajo desde comienzos de 2012. Es decir, el deterioro no es solamente un tema de expectativas futuras, sino de una percepción de menoscabo de las condiciones actuales. Esta visión naturalmente afecta las intenciones de compra. La “Situación para comprar artículos para el hogar” presenta en mayo una caída de 3.7 puntos, y obtuvo su peor puntaje desde mediados de 2012. También se notan nuevamente caídas importantes en la percepción de que es un buen momento para comprar automóviles o viviendas. Las cifras conocidas sobre el mercado automotriz ya dan cuenta de esta desaceleración  que, atendidas estas cifras,  probablemente  se profundizará en los próximos meses. 

El índice de percepción sobre “Resultados de las empresas” volvió a bajar en forma importante, con caída de 4.8 puntos, para alcanzar 62.7 puntos, su peor resultado desde septiembre de 2010.   El índice de percepción  del empleo descendió 5.9 puntos, quedando  en 42.8 puntos, también uno de los niveles más bajo que ha presentado en el último tiempo. Las expectativas inflacionarias, por su lado, se mantienen en un alto nivel (55%).

 

La racha de optimismo que los consumidores han presentado durante los dos últimos años parece estar llegando a su fin. El punto más alto de este ciclo positivo se observó en 2013, cuando el IPEC  superó los 59 puntos (Abril 2013). Desde entonces, el optimismo de los consumidores chilenos se ha ido deteriorando levemente, excepto por un repunte a fines del año pasado, probablemente asociado al proceso electoral. Atendida la tendencia, junto al facto estacional de la llegada del invierno, nuestra visión es que en Junio las expectativas se ubiquen en el área de pesimismo.  


Ver documento PDF