IPEC: Noviembre 2010

Retrocede confianza de los Consumidores. Índice IPEC se ubica en 53.7 puntos en noviembre, pero se mantiene en niveles optimistas.

Un leve retroceso anotó el Índice de Percepción de la Economía –IPEC- en el mes de noviembre. Se ubicó en 53.7 puntos retrocediendo 2.8 puntos con respecto a Octubre pasado, mes en que se posicionó en 56.5 puntos.

A pesar de esta baja, el Índice se mantiene en niveles optimistas e incluso es levemente superior al resultado obtenido en noviembre de 2009 (52.5 puntos).  Con este resultado,   se mantiene la posición de optimismo en los consumidores, alejando por tercer mes consecutivo el pesimismo que rondó durante seis meses (marzo a agosto) sin duda producto   del terremoto de febrero.

Todos los componentes del índice IPEC sufrieron leves retrocesos en este mes, aunque los principales fueron anotados por el sub-indicador “Percepción futura del país” (5 años) que se ubicó en 41.2 puntos, 4.4 puntos menos respecto al mes anterior (45.6 en octubre) y en la “Situación para comprar artículos del Hogar” con 63.6 puntos (67.4 en octubre), retrocediendo 3.8 puntos

Los sub-indicadores de percepción económica actual, tanto personal como del país sufrieron bajas menores. La “percepción actual del país” registró 55 puntos (57 en octubre), mientras que las evaluaciones sobre la “percepción personal actual” anotó 45.4 puntos, 1 punto menos que en octubre pasado (46.4).

El retroceso en las evaluaciones de la Situación de compra de artículos del hogar está   correlacionado con un aumento que se observa en las expectativas inflacionarias. En noviembre, este último indicador aumento a 46%, 4 puntos más respecto a octubre (42%).

Un dato importante es que el índice de “percepción de desempleo” también sufre una disminución  y queda en 53 puntos. Si bien aun se ubica en niveles optimistas, los consumidores aparentemente han ido moderado sus expectativas y evaluaciones frente a la evolución del empleo.

En resumen, el Índice IPEC continúa sobre la línea de optimismo. Sin embargo,  noviembre fue un mes que moderó la confianza y las expectativas de los consumidores, quienes están condicionando sus expectativas económicas, tanto personales como las del país de acuerdo a sus evaluaciones de largo plazo.


Ver documento PDF